Buscar ...

Síguenos ...

Red Social Facebook Red Social TwitterRed Social 

YoutubeRed Social Instagram

CERTIFICACIÓN FSC®
FOREST STEWARDSHIP COUNCIL

Comprometidos con el desarrollo ambiental sostenible

Los consumidores cada vez son más conscientes y quieren tomar decisiones responsables a la hora de comprar, el consumidor, analizan y se preocupan por el origen de los productos y los procesos que intervienen en su elaboración.  Por esta razón es importante conocer que los productos fabricados en madera tengan una certificación que garantice que la madera proviene de bosques bien manejados, que tengan el sello FSC® Forest Stewardship council o FSC®.
La certificación FSC® protege los ecosistemas forestales y ayudan en la lucha contra el cambio climático
El FSC® Forestal Stewardship Council® (Consejo de administración forestal), es un conjunto de buenas prácticas para el manejo forestal, ambiental y socialmente responsable; esta organización no gubernamental sin ánimo de lucro se encargar de desarrollar una gestión ambientalmente responsable, socialmente beneficiosa y económicamente viable en los bosques del mundo, es decir es una organización internacional que establece los estándares sobre lo que es un bosque manejado de forma responsable, tanto ambiental como socialmente.
La certificación FSC® es una garantía de que todas las empresas que participan en la fabricación de productos con madera sean procedentes de fuentes responsables lo que ayuda a conservar, reforestar y proteger los bosques, la vida salvaje y a las personas. Se prohíbe la tala ilegal, el abuso a los derechos humanos y las prácticas de producción sin regulación, todo ello a la vez que se protegen los hábitats de los animales del bosque.
La visión del FSC® gira entorno a que los bosques del mundo satisfagan las necesidades y derechos sociales y económicos de las generaciones presentes, sin poner en riesgo las generaciones futuras, es decir posibilitar un planeta sano y limpio que garantice la vida de los seres vivos.

¿Qué es la certificación FSC?
La certificación FSC® de manejo forestal se concede por el manejo responsable de un área forestal o una plantación.
La madera y otros productos derivados de los árboles, procedentes de los bosques pueden ser sometidos a muchos procesos antes de convertirse en un producto, por lo que la certificación FSC® de cadena de custodia rastrea el material con certificación FSC® desde el bosque hasta la tienda.

La certificación FSC® de cadena de custodia consiste en el seguimiento desde que la madera abandona el bosque hasta que llega a manos del consumidor, ya que durante este recorrido pueden ocurrirle muchas cosas a la misma; desde el procesamiento para transformarla en un producto hasta su posterior distribución para que llegue al consumidor final. La madera y los demás productos forestales atraviesan una compleja cadena de suministro y vigilancia para garantizar su procedencia y el buen manejo de esta.

La certificación FSC® de cadena de custodia verifica que todo el material con certificación FSC® ha sido identificado y separado del material no certificado y no controlado a medida que avanza por la cadena de suministro desde el punto A hasta el B.

¿Qué es madera controlada?

La madera controlada FSC® es material procedente de fuentes aceptables que puede ser mezclado con material certificado FSC® en productos con la etiqueta FSC Mixto.
Existen cinco categorías de material inaceptable que no puede mezclarse con los materiales certificados FSC:
Madera aprovechada de forma ilegal.
Madera aprovechada en violación de los derechos tradicionales y civiles.
Madera obtenida del aprovechamiento de bosques donde las actividades de manejo ponen en riesgo los Altos Valores de Conservación (AVC) (las áreas de AVC merecen especial protección).
Madera aprovechada en bosques convertidos a plantaciones o para usos no forestales.
Madera obtenida del aprovechamiento de áreas donde se planten árboles genéticamente modificados.

¿Qué significan las etiquetas FSC que están en los productos?
Las etiquetas FSC® pueden encontrarse en millones de productos de todo el mundo: desde papel higiénico a tu libro favorito, el cartón de leche de tu nevera, y otros productos alimentarios. Pero, ¿qué significa todo esto?
En pocas palabras, todas nuestras etiquetas te proporcionan una garantía de que el producto que estás comprando está hecho de madera procedente de fuentes responsables.

EXISTEN TRES TIPOS DE ETIQUETAS FSC® DE PRODUCTO. 


FSC® 100%
La etiqueta FSC® 100% significa que la madera del producto proviene en su totalidad de bosques certificados por el FSC®. Las investigaciones indican que una tercera parte de todos los productos certificados por el FSC® son FSC® 100%. (Informe sobre la Encuesta del Mercado Global FSC® 2014).


FSC® RECICLADO
La etiqueta FSC Reciclado significa que toda la madera o el papel del producto proceden de material recuperado (reutilizado).


FSC® MIXTO

La etiqueta FSC® Mixto significa que la madera del producto es de material certificado por el FSC®, material reciclado o madera controlada. Aunque no está totalmente certificada por el FSC®, la madera controlada no puede haber sido:
aprovechada de manera ilegal;
aprovechada en violación de los derechos tradicionales y civiles;
aprovechada en bosques en los que los Altos Valores de Conservación (AVC) se vean amenazados;
aprovechada en bosques convertidos a plantaciones o para usos no forestales;
aprovechada en bosques en los que hay plantados árboles genéticamente modificados. 

 

¡TODOS HACEMOS LA DIFERENCIA, COMPRA PRODUCTOS CON LA MARCA FSC®!

Los consumidores cada vez son más conscientes y están más preocupados por el origen de los productos que compran y consumen y los procesos que intervienen en su elaboración, basándose en cómo se relaciona lo ambiental y lo social; por esta razón Artecma®
marca la diferencia entre muchas empresas ya que cuenta con la certificación FSC® en más del 95% de sus productos dejando en claro el compromiso que tiene con el desarrollo sostenible el progreso y permanencia en el tiempo de la compañía y las generaciones próximas.

  • Fuente:
    Fecha de consulta 29 de mayo de 2018
    https://ic.fsc.org/es/